Bogotá, capital de Colombia, es también la capital de Cundinamarca, ubicándola en una de las zonas paisajísticas más importantes del país: el “altiplano cundiboyacense”, rodeado de la cordillera Oriental a 2.600 metros sobre el nivel del mar. Esta ubicación permite que la capital se sitúe entre páramos, sabanas y montañas, convirtiéndola en un fenómeno físico y biológico extraordinario. Es por eso que te invitamos a descubrir los 4 mejores destinos naturales muy cerca de Bogotá. 

Cundinamarca cuenta con diferentes pisos térmicos, pero indudablemente uno de los mejores paisajes que puedes encontrar está en los páramos y bosques de niebla. Lo mejor de todo, es que para conocer una de estas fábricas de agua, solo debes trasladarte unos pocos kilómetros de la ciudad, por lo que uno de los planes infaltables al visitar la capital, es conocer alguno de estos paisajes que la rodean.

Páramo del Sumapaz 

Al sur de Bogotá, el páramo de Sumapaz, el más grande del mundo, contiene dos ecosistemas de las montañas tropicales: el páramo y los bosques andinos. También, diversos pisos térmicos, que van desde los 1.600 hasta los 4.000 metros sobre el nivel del mar y temperaturas que oscilan entre los 2° hasta los 19° celsius, convirtiéndolo en el hábitat de animales como el curí, el cóndor, el águila real, el venado blanco, la danta de páramo, el tigrillo y el puma. 

Aunque el Parque Nacional Natural Sumapaz, es una reserva natural que tiene áreas protegidas, es posible visitar distintos lugares fuera de él, como la laguna de Los Colorados, ubicada a 3.700 metros sobre el nivel del mar, cuyo recorrido inicia desde el municipio de Pasca, a 86 kilómetros de Bogotá.

Páramo El Verjón

Este páramo cuenta con una característica particular, además de la flora y la fauna propia de su ecosistema, se pueden observar las rocas que hacen parte de los antiguos caminos reales construidos por los indígenas, para que la corona española se desplazara entre Bogotá y La Unión, que hoy hace parte del municipio de Fómeque en Cundinamarca.

La temperatura del páramo, que queda a 30 minutos de Bogotá, oscila entre los 5° a 19° Celsius y es territorio campesino de producción de alimentos orgánicos, donde se rescatan semillas autóctonas y realizan actividades de ecoturismo. En el páramo puedes visitar la Cascada de la Abuela, la laguna de Teusacá y la laguna del Silencio iniciando el recorrido desde la entrada del Parque Ecológico Mataredonda, en el municipio de Choachí. 

El Parque Nacional Chingaza

A tan solo 42 kilómetros del noreste de Bogotá, el Parque Nacional Natural Chingaza tiene un ecosistema de predominantes bosques y páramos que son el hábitat de más de 1.000 especies de flora y cientos de especies entre los que se encuentran el oso andino. Conjuntamente, su majestuosidad se puede vislumbrar al observar alguna de sus más de 40 lagunas naturales de origen glaciar, entre las que se encuentran la laguna de Siecha, un lugar ceremonial para los indígenas Muiscas y Guayupes con una misteriosa historia de pagamentos y tesoros escondidos como la leyenda de El Dorado.

En este páramo se pueden encontrar temperaturas que van desde los 4º a los 21° Celsius y temperaturas mínimas de -2° C. Para visitar este lugar, la entrada más cercana a Bogotá se encuentra en el municipio de La Calera en el kilómetro 13 vía Bogotá y teniendo en cuenta que este lugar, está protegido por el sistema de Parques Nacionales Naturales (PNN), tiene un cupo limitado de visitantes por día, por lo que para visitarlo es necesario hacer una reserva y comprar un seguro en caso de accidentes. En este parque encuentras servicio de alojamiento en un albergue, zonas de camping, de alimentación y guianza. 

El Parque Natural Chicaque

A pocos kilómetros de Bogotá, se encuentra uno de los últimos bosques de robles que quedan en cercanías de la capital; en sus más de 300 hectáreas habitan cientos de especies de aves y mamíferos como perezosos, tigrillos, guatines, borugos, micos nocturnos y puercoespines. Este gran bosque de niebla es una fuente de agua pura para el municipio de San Antonio del Tequendama en el que encontrarás un incomparable paisaje y actividades como senderismo, cabalgatas, alojamiento en hotel, cabañas, nidos (casas en árboles), bellotas (glamping), zonas de camping, que hacen de este un lugar ideal para el turismo ecológico.

Para llegar a Chicaque puedes tomar la autopista sur hasta el municipio de Soacha, y continuar por esta vía durante 7 Km que comunica con la «Vereda Cascajal» del municipio de San Antonio del Tequendama. 

Recuerda que cerca de Bogotá, puedes encontrar muchos más lugares para visitar, con una variedad de pisos térmicos, conoce más en Turismo Kuna Mya.

0
    0
    Carrito
    Carrito vacío, agrega un productoIr a la tienda